Consejería

Suscripción

    Reciba nuestros temas en su bandeja de entrada. Escriba su dirección de correo electrónico:

Por Héctor Urzúa.

Pero el casado se preocupa (…)  por agradar a su esposa.
 1 Co. 7:33

Ciertamente contenidas en un mensaje sobre la conveniencia de permanecer en la soltería con el ánimo de servir sólo a Dios, estas palabras del apóstol Pablo a los Corintios expresan una realidad del amor de pareja, inspirado también por Dios y única forma válida de núcleo familiar contenida en la propia Biblia.  Contra lo que muchos afirman –y de lo cual incluso se ha formado toda una doctrina del celibato-, la Palabra es clara respecto no sólo a la validez del matrimonio, sino también cuando se trata de la bendición de Dios para la pareja.

Pro 18:22  El que halla esposa halla el bien, y alcanza la benevolencia de Jehová.

Gén 2:18  Y dijo Jehová Dios:  No es bueno que el hombre esté solo;  le haré ayuda idónea para él.

  

Agradar a su esposa.

 

Retomando pues la carta a los Corintios, encontramos a Pablo escribiendo a partir de la experiencia propia –en esta época él ya era un hombre viudo- y como agudo observador de la relación de pareja.

 

El casado se preocupa, dice, por agradar a su esposa.  Una frase que esconde en su brevedad y en su sencillez un significado mucho mayor al que podríamos imaginar.  Este estudio pretende, simplemente, mostrarle a usted todo lo que implica agradar a la esposa.  El simple análisis del verbo agradar nos dará, a continuación, una idea de lo diverso que es el papel del varón respecto a su mujer en este renglón.

 

La lista resultante es larga, no piense usted que agradar a su esposa es cosa fácil, pero me parece que el simple hecho de intentarlo, de esforzarse por agradar a la pareja, genera beneficios también al varón, quien da, así, importantes pasos rumbo a la madurez.

Efe 5:28  El que ama a su mujer, a sí mismo se ama.

 

 

La palabra agradar.

 

Cuando Pablo dice que el casado se ocupa en agradar a su esposa, donde dice “agradar“, usa originalmente la palabra griega aresko, que significa, entre otras cosas, ser agradable, ser aceptable.

 

El Diccionario RAE dice, para empezar, que agradar es contentar, producir gusto, causar agrado.  Y  que agradable se dice de alguien que complace y agrada.  Complacer es causar satisfacción, contento y placer, acceder a lo que la otra persona desea y puede serle útil o agradable.  También significa alegrarse.

 

Hasta aquí “agradar” se ha convertido en complacer, satisfacer, cumplir los deseos, proveer lo que resulte útil y, encima de todo, cual cereza en un pastel, alegrarse en ello, hacerlo con gozo.

 

Las cosas, sin embargo, no terminan aquí, como sostendría más de un varón -caso clásico en consejería- sorprendido porque su mujer no se conforma con la manutención y pide diálogo o protección.   Agradar a la esposa implica mucho más.

 

 

Para satisfacer a una mujer.

 

Satisfacer es pagar enteramente lo que se debe.  ¿Qué le debe usted a su esposa?  La lista se desdobla y se multiplica: honra, respeto, buen trato, cuidado como a vaso más frágil, provisión, cariño, atención.  Y todas las demandas expresadas en nuestro sondeo anterior, claro está.

1Pe 3:7  Vosotros, maridos, igualmente, vivid con ellas sabiamente, dando honor a la mujer como a vaso más frágil, y como a coherederas de la gracia de la vida, para que vuestras oraciones no tengan estorbo.

Pero satisfacer también significa hacer una obra que merezca el perdón de la pena debida; de lo que se desprende el hecho de  que el varón debe resarcir cualquier daño que consciente o inconscientemente le hubiera causado a ella, tema muy largo por cierto que ya trataremos en un futuro próximo. 

 

Satisfacer también es saciar un apetito o una pasión, y aquí cabe desde el alimento hasta el placer sexual.  Estamos hablando, no lo pierda de vista, de la satisfacción de ella; de la cual resulta, en condiciones sanas y normales, también la satisfacción del varón.

 

Satisfacer significa, también, aquietar y sosegar las pasiones del ánimo, es decir, que al varón le corresponde, además, no provocar a ira a su esposa; o bien, habiendo llegado a encender el enojo de ella, hacer todo lo que esté en sus manos para apaciguar su malestar y su molestia.

 

¿Le parece mucho?  Vamos, apenas, a la mitad. 

 

 

Compromiso y reconciliación.

 

Otro significado de satisfacer es cumplir o llenar ciertos requisitos o exigencias. En esto ningún varón puede llamarse engañado, pues el paso de tomar a una mujer por esposa implica necesariamente asumir compromisos que antes no se tenían; tantos, que su tiempo y su dinero -nada más por poner dos ejemplos clásicos- ya no le pertenecen al varón sino a ambos.  Requisitos y exigencias hay muchas, desde la fidelidad básica para la permanencia hasta la comunicación para la continuidad y el crecimiento de la relación, pasando por el sustento económico, la protección, la dirección del hogar y la crianza justa de los hijos.

 

Satisfacer es deshacer un agravio u ofensa.  Es también, dicho de quienes estaban disgustados, reconciliarse, lo cual consiste en volver a la amistad o atraer y acordar los ánimos desunidos. La definición se detiene ahí, sin señalar culpables, por lo cual queda implícito que no importa quién ha sido el causante del daño.  Es decir, satisfacer a una mujer en el matrimonio no consiste sólo en que el varón asuma la responsabilidad de las palabras o las acciones con las que ofendió a su mujer, sino que tiene la obligación de buscar la reconciliación… incluso cuando la ofensa hubiere corrido en sentido contrario: de ella hacia él. 

 

En esto tenemos el ejemplo de Cristo mismo: siendo él quien resulta ofendido por nuestro pecado, aún así da el primer paso hacia nosotros, muertos en nuestros delitos y pecados: se entrega por completo, da su vida para restaurar nuestra comunión con el Padre y por la reconciliación darnos la vida.  El varón ha de dar el primer paso hacia el entendimiento mutuo aún cuando fuere ella quien hubiere causado el agravio, porque la Biblia dice:

Efe 5:25  Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella…

Pero hay más. 

 

 

Valorar, atraer y comunicar.

 

Satisfacer es, también, premiar enteramente y con equidad los méritos que se tienen hechos, de lo cual se desprende la labor de valorar y reconocer el papel que la esposa juega en la relación matrimonial y en la familia en general.  También al varón le toca contentar, que es satisfacer los gustos personales y las aspiraciones de ella. 

 

Agradar es también causar gusto, resultar atractivo a la otra persona; es decir, un varón agrada a su esposa también por su aspecto físico, por su pulcritud, por el cuidado que pone en su propia persona. Agradar es desear, querer y tener complacencia en algo, en este caso consiste en el hecho de hallar gusto y gozo mutuos.  Más de una mujer, a propósito, expresó aquí entre sus necesidades la de sentirse deseada por su pareja.

 

Ser agradable es, también, ser afable, lo cual quiere decir ser dulce, suave en la conversación y en el trato y, sobre todo capaz de expresarse con palabras.  Un varón casado agrada a su mujer compartiendo sus sentimientos y sus vivencias mediante la charla cotidiana, necesidad sumamente insatisfecha según nuestro sondeo de hace un par de semanas… y según también nuestra experiencia en materia de consejería.

 

 

En resumen.

 

Qué revelador resulta que el análisis del verbo agradar coincide hasta ahora casi exactamente con las respuestas que usted nos envió al blog sobre las necesidades de la mujer.  Todas aquellas necesidades se resumen, como podemos observar, en una sola: la mujer casada desea ser agradada por su marido, con toda su extensa gama de significados.

 

Caben aquí, sin embargo, un par de excepciones, dos casos concretos en los cuales un varón no estaría obligado a agradar a su esposa: primero, la irremediable imposibilidad física o material de cumplir con alguna de sus expectativas; segundo, que la esposa busque ser complacida en deseos que impliquen violentar los principios de la Palabra de Dios.  No se trata, finalmente, de que el varón cumpla todo capricho o satisfaga exigencias irracionales, sino de que éste le brinde a su esposa la mejor calidad de vida, es decir, el mejor trato que le sea posible, según el equilibrio y la sobriedad a que nos exhorta la Biblia.

 

Agradar a la mujer en el matrimonio es, resumiendo y parafraseando a la vez, vivir con ella sabiamente.  Si buscaba usted una clave para la felicidad de la mujer en el matrimonio, ahora ya la tiene.  Causarle agrado, satisfacerla, es la llave que abre el corazón de la esposa. 

 

Mas… ¿podrá realmente algún varón agradar y satisfacer completamente a su pareja?  Puede ser.  Al menos habría que intentarlo.  Lo que queda claro es que, sin la dirección de Dios, difícilmente un hombre podría cubrir semejantes expectativas.

Share

26 Comentarios, deje el suyo »

  1. Quisiera encontrar una respuesta para no sentirme tan frustrado, ¿porqué siempre se está exigiendo o insistiendo al varón que se alinie para agradar a la esposa y a ellas no se les hace incapie a lo que ellas deben de cumplir también? No quiero parecer machista, sino que me desespera y me frustra que por mas esfuerzos que hago, mi esposa nunca está contenta. Pareciera que no le importa que yo trate y me esfuerce por cambiar, ella incluso dice que yo he cambiado mucho, pero no le satisface porque siempre está esperando más de mi, siempre está un paso adelante de mis logros. En contraste, yo puedo decir que ella sigue siendo la misma y las pocas cosas que le he pedido que cambie para llevar una vida más en paz, siguen igual (antes y despues de conocer a Cristo). ¿Hay algo que me de paz, que me de consuelo? ¿Porque pareciera que el Señor no quiere tratar con ella pero si trata duramente conmigo?

    Comment by Gilberto Zavala — November 28, 2008 @ 7:30 pm

  2. ¡Okay muy bien! Creo que como varón tengo una misión quizás mucho más grande de l ya que por ejemplo, conozco a un pastor que predica muy bien sobre el amar a la mujer, pero es demasiado inclinado a sus órdenes. Tal vez este sea un tema interesante.

    Yo le dije a mi esposa cuando estuvimos a punto de casarnos, que Yo creía que el hombre es el que tiene la autoridad en la casa, pero que intentaría por todos los medios satisfhacerla en todo. Aunque sí se menciona que satisfhacer no es acceder a los caprichos de la mujer, es necesario platicar más con los matrimonios cristianos sobre el equilibrio. Porque como dice un dicho popular entre los católicos: “Ni tanto que queme al santo ni tanto que no lo alumbre.”

    Bendiciones para todos.

    Comment by Omar Arce — November 28, 2008 @ 8:00 pm

  3. Mi esposa no se dio cuenta que yo estaba leyendo este estudio.
    Empece a decirle el valor que tiene todo lo que hace en nuestro matrimonio, ella se puso muy feliz se me acerco y me beso.
    Casi lloramos los dos de felicidad. Gracias por estos consejos.
    Dios les Bendiga.

    Comment by Noe — November 28, 2008 @ 11:45 pm

  4. Hola Gilberto, me da gusto volver a recibir noticias tuyas, mira te quiero explicar que este espacio tienen muy poco tiempo, por lo tanto quisimos iniciar enseñando la palabra de Dios en relación a los principios del matrimonio por el inicio, es decir enseñando a los Varones, los cuales son más difíciles de entender y poner en práctica sus responsabilidades. Tu caso tal vez es uno en un millar, sin embargo el siguiente paso será enseñar a la mujer cual es su papel y sus responsabilidades con su esposo, te pediria que tuvieras un poco de calma hasta llegar a esas enseñanzas, sin embargo me parece raro que tu esposa no haya cambiado nada, si ustedes platican y asisten regularmente a una iglesia y juntos leen la biblia pues creo que en algun momento ella debería ser confrontada con su forma de vida, porque no debes esperar hasta que ella lea lo que enseñemos en este espacio para cambiar, creo que ella al igual que tu deberia estar buscando cambiar su estilo de vida, esto es un proceso normal de crecimiento espiritual en la vida de un cristiano.
    Y el proposito de Jesús en sus enseñanzas es que cada persona cambie para mejorar personalmente y en su relacion matrimonial y familiar, por lo tanto te preguntaría, ¿tu esposa lee la biblia?, ¿se interesa por las cosas espirituales? ¿desearia que mejorara su relación matrimonial?

    Comment by Salvador pardo — November 29, 2008 @ 11:52 am

  5. Omar me parece muy acertada tu opinión, y es nuestra meta que los matrimonios encuentren equilibrio en su relación matrimonial, no solamente enseñaremos ni es nuestro proposito atiborrar al varón de responsabilidades y cambio de actitudes, !no! pero todo llegará a su tiempo, posteriormente enseñaremos a las mujeres los principios biblicos que hablan de su forma de actuar y de comportarse con el esposo, buscamos equilibrio en la relación matrimonial, ya que asi fue diseñada por Dios, con mucho equilibrio, pero vamos con pasos cortos porque este medio asi lo permite y porque buscamos su participación para que juntos todos los que pasan por este espacio, enriquezcan el contenido con sus valiosas aportaciones, muchas gracias por participar. Bendiciones.

    Comment by Salvador pardo — November 29, 2008 @ 11:59 am

  6. !Aleluya! mi estimado Noé, casos como el tuyo son los que buscamos, ese es el resultado de nuestras oraciones y el fruto del esfuerzo de las personas que escribimos aqui, por lo tanto nos llena de alegria que matrimonios como el tuyo encuentren esa alegria, de compartir la vida y vivir las enseñanzas de Jesús, !Felicidades! sigue adelante con detalles como el que tuviste con tu esposa, parece muy simple, pero que alegria y unidad trae.
    Gracias por compartir tu experiencia, un saludo y bendiciones.

    Comment by Salvador pardo — November 29, 2008 @ 12:04 pm

  7. Gracias Salvador, mira, claro que exageré al decir que no ha cambiado, hay cosas en las que ya no es la misma de antes, pero la mayoría de esas cosas yo diría que son superficiales (aunque me agrada que haya cambiado) como por ejemplo: ya no anda tan destapada. Definitivamente en lo que cambió, y que me trae “seco” la mayor parte del tiempo es en que si de por sí era inflexible con sus exigencias, ahora agarra la biblia para exigirme más y lo que me desespera a mi, es que ella en todo momento tiene autoridad para exigirme, pero ella siempre tiene una escusa para no hacer caso a la palabra en lo que se refiere a lo que ella debe de hacer. Para poner un ejemplo: Ella se la pasa diciendo que soy un flojo (ovbio que me lo dice con otras palabras) y que es mi obligación dar sostenimiento a la casa en todo lo que ella está acostumbrada y requerimos para el “nivel de vida” que llevamos, y eso es cierto si solo vemos una cara de la moneda; pero da la casualidad que tengo dos trabajos y hago, según yo, lo que está en mis manos para salir adelante. Realmente no me va mal, pero tengo una deuda que me “come” la bendición y a esto le agregamos que esa deuda la adquirí para un negocio que por falta de prudencia se estancó y ella lo terminó de hacer (ya que ella conoce a personas que le ayudaron a terminarlo), pero en lugar de recibir el dinero para salir de la deuda, ella dió el enganche de una casa y ahora en lugar de tener una deuda liquidada, sigo con la misma deuda y peor, porque ahora tengo que pagar más de la mensualidad de la casa que lo que pagábamos de renta antes de comprar donde vivimos actualmente. Lo peor de todo es que, por más que trato de razonar con ella, nunca admite que probablemente se equivocó. De hecho ya hemos estado platicando con nuestros pastores y siempre tiene algo que decir, de tal forma que la gente le da la razón siempre, aunque debo de admitir que yo soy un inepto para expresarme y creo que nunca me explico bien en lo que quiero decir, por lo cual mis argumentos siempre parecen tontos delante de los de ella.

    Comment by Gilberto Zavala — November 30, 2008 @ 7:56 pm

  8. hola, primeramente los felicito a todos los que hacen un esfuerzo para tener un espacio como este, yo escucho las predicaciones de casa de oracion y han contribuido mucho a mi edificacion espiritual y he recomendado esta pagina a muchas personas que yo conozco aca en mi ciudad, a mi me gustarian que me dieran un consejo de como poder salvar mi matrimonio porque siento que el amor que le tengo a mi esposa se esta apagando, tengo apenas 3 años de matrimonio y me duele muchisimo lo que esta pasando, todo funciona muy bien excepto en el sexo, un dia es de lo mejor pero 20 dias no, no se si es por su educacion y valores cristianos o si le da flojera o para ella eso no es importante o mil cosas que me pasan por mi mente pero eso es muy importante para mi, porque yo soy muy temperamental (si por mi fuera lo haria cada vez que tuviera tiempo) pero me conformo con que lo hicieramos 3 veces por semana pero bien y eso ha traido para mi muchos ataques, porque yo me he propuesto vivir en santidad, no contaminarme de malos pensamientos, pero sin la intimidad que yo quisiera con mi esposa me es muy dificil y siento que estoy perdiendo la batalla, pero tengo fe en Dios que me dara la sabiduria he inteligencia para salvar mi matromonio. Yo vengo de padres divorciados y es lo peor para los hijos, no quiero el mismo destino para mi bebe, ya he hablado muchas veces con ella y empezamos bien unos dias y luego otra vez la misma historia, ya no se que hacer, estoy desesperado, no puedo ni dormir y tampoco quiero hablar con ella del tema porque ya me ha lastimado mucho mi orgullo de hombre, pienso que se tiene que dar cuenta por ella misma la importancia que tiene para mi. Esto ha afectado nuestra relacion porque yo ya no soy tan cariñoso con ella y me he vuelto mas enojon he impaciente. Lo que me desespera mucho es que siempre tenga una excusa como esta haciendo mucho frio, o calor, tengo sueño, hasta que se duerma el niño, dame masage, ya es tarde, de dia no me concentro, etc,etc, y por eso yo me he vuelto mucho mas frio con ella y yo se que eso me esta afectando en mi relacion con Dios, se agradece de antemano el consejo.

    Comment by anonimo01 — December 1, 2008 @ 1:46 am

  9. Hermano Gilberto, le envío un saludo y hasta donde es posible de acuerdo con los datos que mencionas, una opinión. dices que tu esposa “cambió” en sus exigencias usando la biblia para fundamentar sus peticiones, yo creo que la biblia no tiene ningun sosten para “exigir” complacencias, y aqui, creo que te refieres a cosas materiales, ni a sostener “Niveles de Vida”, si lees bien la enseñanza de Jesús habla de contentarse teniendo poco, y teniendo mucho,
    que no debemos estar preocupados por el abrigo, el vestido o la comida.
    Una esposa creo yo debe estar contenta con lo que su esposo le pueda proveer y confiar en Dios que será suficiente para suplir las necesidades de la familia.
    Si no les alcanza, te preguntaria, ¿son fieles con dar el diezmo a su iglesia?, ¿les alcanza para eso?
    El mantener niveles de vida no es una enseñanza biblica, ni es una manera sabia de administrar el dinero, porque cuando no se esta contento con lo que se tiene, entonces vienen desequilibrios en la relación matrimonial, y las cosas materiales es dificil de suplir, porque siempre habrá algo más caro que alguien quiere y que su pareja no puede suplir, es una carrera, y viviendo de esta manera es difícil de encontrar satisfacción, siempre se deseará “algo” más.
    En estos casos la consejería matrimonial es fundamental, por este medio es un poco difícil, porque cuando hay este tipo de diferencias es importantísimo hablar con las dos partes, y usar el fundamento bíblico para que los dos entiendan cual es su responsabilidad y que conducta deben de tener ante los problemas y diferencias de la vida.
    Me parece correcto que acudan con sus pastores, pero no se trata de tener elocuencia para hablar, simplemente de exponer tu sentir y actuar, delante de ellos, así como tu esposa debe de hacer lo mismo y tus pastores les daran un consejo equilibrado acerca de esta problemática, me gustaría darte un consejo más acertado pero me falta mucha más información y tambien escuchar la parte de tu esposa, de cualquier manera me dió gusto saludarte. Que Dios te bendiga en abundancia para que solamente tengas un trabajo y le puedas dedicar tiempo a tu familia. Un saludo.

    Comment by Salvador pardo — December 2, 2008 @ 12:55 pm

  10. Buen día mi amigo Anómino, le agradezco su comentario y le agradezco su confianza al compartirnos su problema, el cual debería de exponerlo con sus pastores, ya que es un problema que necesita mucha comunicación de usted y de su esposa, pero mire usted se esta equivocando con su actitud “Fria” hacia su esposa, su actitud enojona o gruñona, que dice tiene hacia ella, esto solamente aleja o enfría la relación matrimonial diaria, de tal manera que cuando usted la busca para tener una relación sexual, no existe esa conexión emocional necesaria para la actividad sexual, las mujeres son 100% sentimentales y ellas reaccionan a estímulos emocionales, no a necesidades físicas, el hombre reacciona mas a necesidades físicas que a cuestiones emocionales, tal vez esta sea la diferencia que ustedes tengan, el acto sexual en un matrimonio debe de ser una entrega, y la mujer responde perfectamente a entregarse teniendo de por medio cuestiones emocionales por encima de necesidades físicas.
    Yo te sugiero que la trates con cariño, que no seas áspero con ella, que no te desesperes, que seas detallista, que le digas que la amas, que prepares el día que quieras estar con ella en la intimidad, que ella sienta que lo haces porque deseas manifestar tu amor hacia ella y no solamente porque tienes necesidad de calmar tu temperamento.
    Y que busques acudir a consejería matrimonial juntos, tu y tu esposa esto con el fin de poder descubrir algún posible problema o funcionamiento anormal en tu esposa, pero esto debes de sugerirlo con amor, sin que ella se sienta ofendida y que sienta que la intención es fortalecer su relación matrimonial, recuerda que apenas tienes 3 años de casado y vendran situaciones dificiles como esta, pero no está bien que a la primera dificultad, pienses que estas perdiendo tu matrimonio o que no existe solución, pero tu actitud amorosa y paciente no debe de cambiar por ningun motivo antes bien en las dificultades es cuando deben de estar más unidos.
    Espero sea de ayuda mi opinión, pero es muy importante la opinión de tus pastores, recibe un saludo y bendiciones.

    Comment by Salvador pardo — December 2, 2008 @ 1:16 pm

  11. Hola, cundo leeo este ultimo comentariome extremece mi alma por q’ parece q’ estan hablando de mi matrimonio en tiempo pasado.es muy triste q’ aun conosiendo a Dios no no Obedesemos su palabra y eso nos trae mucho dolor y las consecuensias de la desobediecia; yo era como la esposa de anonimo01 me negaba todo el tiempo a mi esposo y simpre tnia una excusa p’ eso. hasta q’ orille a mi esposo a caer en adulterio esto fue terriblemente doloroso p’ los 2 gracias a DIos por casa de oracion y todo el trabajo q’ estan hacindo nos a ayudado muchisimo a sobreponernos de todo este dano quisiera con todo mi corazon regresar el tiempo y aver sido la mujer sabia pero no fue asi mas vie n fui la insensata como me arrepiento de no aver echo la parte q’ me tocaba mi esposo dice q’ DIOS nos tiene con vida y nos ha dado otra oportunidad y es verdsd aqui estamos por la gracia y la misericordia de Dios q’ nos a mantenido juntos despues de esto espantoso y horrible pecado creame no se lo deseo a nadie y es mas destructivo de lo q’ un ser humano se puede imaginar el dolor es tan desgarrante que no se puede descrivir. y pensar q’ si obedesemos los prinsipios q’ Dios dejo p’ el matrimonio se puede evitar por fabor mujeres se los ruego en el Amor de Dios busquen la sabiduria de Dios y obedescan en lo mas que puedan a su palabra. aunque se que ahorita estan tratando los temas de los hobres quise poner mi comentario. Gracias Salvador pardo y casa de oracion an sido de gran gran ayuda para la restauracion de nuestro matrimonio mi esposo a cambiado tanto! con sus ensenasas que Dios los VENDIGA Y LOS PROSPERE EN TODO. perdonen la ortografia quieor agregar que no justifico a mi esposo ni delante de Dios tenemos escusa los dos fuimos culpables

    Comment by Rosalva — December 4, 2008 @ 8:40 am

  12. Rosalba, te agradezco nos compartas tu propia experiencia, el tuyo es un testimonio de lo que puede hacer el poder de Dios, pero esto no hubiera sido posible sin la participación de tu esposo y la tuya propia, Dios esta a favor de los matrimonios y a favor de quien desea verdaderamente cambiar, me da mucho gusto saber que han superado su problema, y especialmente a ti te felicito por tomar la dura decisión de PERDONAR, pero es el acto más cercano a lo que hizo Jesús con cada uno de nosotros, Que Dios te bendiga y siga restaurando tu relación matrimonial, un saludo.

    Comment by Salvador pardo — December 5, 2008 @ 11:31 am

  13. Hola Gilberto, no eres nada malo para expresarte. Te entiendo perfectamente bien en lo que quieres expresar. Esa frustración a mi me pasa de manera muy similar y en alguna ocasión he llegado a pensar que cuando nuestras esposas saben que somos buenos Cristianos y seguidores de la palabra, ellas en ocasiones “abusan” de eso y no aplican La Palabra de la Biblia de igual manera en su persona.

    Yo se que los varones somos generalmente los que somos tachados de infieles, de no amar a nuestras esposas, de no comprenderlas, etc etc etc… Sin embargo, se que hay muchas mujeres que tampoco son fieles, ni nos comprenden y como dices Gilberto, siempre tienen una razon válida (yo le llamo “excusa”) para no actuar conforme a La Palabra. Y olvidemonos de las cosas materiales, yo me refiero mas a las cuestiones sentimentales, afectivas y de la pareja. Mi esposa siempre tiene una razón muy válida por ejemplo para que no me acerque a ella y evita a toda costa la intimidad, aun y cuando nunca le he faltado al respeto ni forzado a nada, y esta en La Biblia en que no te deberás de negar a tu pareja y si se lo recuerdo, hasta se molesta porque dice que los hombres siempre estamos pensando en la intimidad (en el sexo) y terminamos por acercarnos una o dos veces al mes, y eso si bien nos va, cuando este tipo de cosas también son fundamentales en un matrimonio. Ellas nos saben buenos Cristianos y saben que no cometeremos adulterio, sin embargo no podemos ocultar el sol con un dedo y la principal causa de infidelidad es porque uno de los dos, ya sea el Varon o la Mujer, no ponga atención a su vida intima y terminan las personas cayendo en el Adulterio, la diferencia es que cuando uno es un Buen Cristiano, evitara a toda costa el adulterio y muchas mujeres Cristianas no se imaginan que en ocasiones por la naturaleza humana de los Varones, eso es en realidad dificil de lograr y si lo logramos.

    Estoy de acuerdo que hasta ahora (y ya son muchas semanas) como dice el chiste, “todo yo, todo yo”… y ojala y se llegue pronto ese tiempo que nos dice el Pastor Salvador Pardo en uno de sus comentarios de este tema, en que ya llegará el tiempo en que se hablará de todos los deberes y quehaceres de la mujer Cristiana y como dices bien Gilberto, no se trata de ser machistas, sino de que se siga el orden de Dios en nuestros hogares. Mi esposa no se da cuenta y de una u otra manera, siempre se termmina haciendo lo que ella decide, piensa o quiere, aun y cuando uno es la cabeza “única” del hogar, y cuando se lo digo un simle… “hay no es cierto…” lo quiere arreglar todo y pues ahi mejor deja uno la cosa para no entrar en conflictos vanales…

    Yo le he pedido muchas veces a mi esposa que nos acerquemos a una consejería, ya sea juntos o ella primero y luego los dos, solo que como el tema de la sexualidad dentro del matrimonio para ella no es de “importancia” no lo ha hecho. Se escuda en que hay una larga lista de consejerias por delante y pues haber si algun día la llaman para confirmarle una consejería que pidio hace mas de 3 meses, pero como no le llaman, pues ella tampoco llama para “no molestar tanto”.

    Bueno Hermanos, Dios nos de sabiduria para guiar a nuestras familias y nos de bendiciones para continuar con nuestro principal Minsterio… “Nuestra Familia”… Dios los Bendiga…

    Comment by Un Marido — December 5, 2008 @ 6:30 pm

  14. Gilberto, Anonimo01… Yo he pasado pos situaciones como las que mencionan… Se pueden superar, solo recuerden que los tiempos de Dios no son los de nosotros… Dios nos ilumine, nos de Sabiduria y su guia para poder seguir en Él…

    Dios los bendiga a ustedes y a nuestros Pastores por su guia…

    Comment by apolos garcia — December 5, 2008 @ 8:21 pm

  15. A un Marido, mi querido hermano, realmente me agrada mucho que personas como usted participen en este espacio, contando testimonios o dando algún consejo como en este caso, igual les pido una disculpa a todos los que opinan que ya es tiempo de hablar de las necesidades y problemas de los varones con su esposa, estos temas los estaremos abordando a partir del mes de enero, por lo tanto les pido un poco de paciencia, y le tengo una pregunta mi estimado hermano, ¿usted asiste a casa de oración? Si la respuesta es afirmativa, le pido me contacte de una manera personal, ya que me parece extraño que mencione que no le hemos atendido, que existe una larga fila de personas esperando ser llamadas entre ellas ustedes, ya que yo de manera personal me estoy dando a la tarea de atender de una manera rápida a todas las parejas que solicitan consejeria, esto es solamente si acuden a Casa de Oración, pues respetamos la autoridad pastoral de quienes forman parte de otras congregaciones. Un abrazo y bendiciones, estaré pendiente que Dios le Bendiga

    Comment by salvador pardo — December 6, 2008 @ 8:54 pm

  16. Al marido anónimo.

    Hermano; definitivamente, digo así pienso Yo, es muy difícil tratar con una mujer que siempre quiere hacer lo que le place. Lo que pienso que no es bueno, es que tú dejes las cosas así por no entrar en conflictos, porque imagínate nomás que Calderón hiciera lo mismo con los problemas de nuestro país. Que los dejara nomás por no entrar en conflicto. Dios nos ha dado autoridad y muchas veces, no la tenemos porque no la queremos tomar y es que, tomarla implica conflictos de un modo o de otro. ¡Claro que no estoy diciendo que medio mates a golpes a tu mujer! Somos cristianos. Pero sí hay qué tomar las riendas que Dios mismo nos dejó. Porque sin la intención de ser machista y a reserva de lo que puedan pensar los pastores de esta página, la naturaleza misma de la mujer es mandar. ah y entre más le dejas más toma. Sí debe haber un oído y un corazón dispuesto por nuestra parte, pero a la hora de los verrinches, también debe haber autoridad.

    Comment by Omar Arce — December 7, 2008 @ 5:01 am

  17. Mi estimado Omar, le agradezco mucho su comentario, sin embargo hay algo que me gustaría aclarar, yo creo que la mujer no tiene una naturaleza de “mandar”, la mujer toma el mando cuando el varón abandona su responsabilidad, cuando no le queda otra salida, por naturaleza la mujer tiene otras características, y es mandona, exigente y dominante como una reacción, o como una manera de llamar la atención y pedir la atención y el lugar que le corresponde, en lo que estoy completamente de acuerdo con usted es que no se debe de dejar ningún asunto sin resolver, en todas las diferencias se debe de atender el asunto, claro, que sin una actitud agresiva, sin llegar a que una diferencia se convierta en un motivo de pelea o distanciamiento, pero evitando la imposición de criterios por medios agresivos, creo que como usted menciona, como cristianos, y un cristiano que aplica la palabra de Dios en su relación matrimonial, pues toma el lugar que Dios establece, el varón aplica la parte que le corresponde y la mujer por igual toma el lugar que Dios le mando.
    El propósito de este espacio, es precisamente mostrar que ordena la palabra de Dios para cada uno, en este caso pues iniciamos señalando las necesidades de la mujer, necesidades que les corresponden suplir a los varones y que muchas veces estos no conocen, pero ahora ya las conocemos, una actitud agresiva y dominante en ningún caso soluciona nada y solamente provoca rebeldía y mas agresión.
    Es mi deseo que a medida que la palabra de Dios sea proclamada, mostrando a unos y otros sus responsabilidades, cada uno atienda y ponga por obra lo que le corresponde, ¿cual cree usted que sea el resultado en las relaciones matrimoniales cuando esto suceda?, mientras esto llega le envió un saludo y bendiciones, estamos en contacto.

    Comment by salvador pardo — December 7, 2008 @ 8:34 pm

  18. Salvador:

    Necesito tu ayuda, te cuento que tengo 2 hermanos cristianos que están pasando por una crisis muy fuerte, son casados hace 8 años, y han intentado tener familia pero sin resultados, el se entero recientemente que no puede tener hijos, lo acaban de despedir del trabajo y eso lo asumido en una fuerte depresión. Últimamente se puso a estudiar una maestría con la ayuda de su Papá, su mamá murió de CANCER fue muy triste pero ella era muy entregada al Señor y ahora el dice que DIOS no lo quiere y bueno le ha dicho a su esposa que iba a terminar con su relación con DIOS y con ella. Además que desde q el estudia comenzó a salir de intimas con los compañeros de la Universidad que no son Cristianos y ahora fuma y sale en la noche, bebe, su esposa indignada por su comportamiento y tras una discusión fuerte, le dijo que se fuera de la casa, y el se fue donde su padre.
    Ella se quedo sola en la casa, confiando que el iba a reaccionar, orando mucho, pidiendo concejos a todo el mundo, para que su esposo vuelva pero lastimosamente el quedo peor,
    Le dijo recientemente que esta saliendo con una compañera de la UNIVERSIDAD y que ha tenido relaciones íntimas, a pesar de que no la quiere solamente la utiliza para conseguir algo porque ella es de familia influyente.

    Esta muy triste, mi amiga, la he visto tan devastada que no tengo palabras para consolarla. Yo salvador he visto MILAGROS y se que Dios puede hacer maravillas. Tengo fe en la Familia, en que DIOS puede obrar pero en este caso no tengo palabras para animarla. Tengo ganas de hablar con él chico pero esta SORDO, no quiere hablar con nadie. Y solamente me he puesto ha orar.

    Por su comportamiento podría creer lastimosamente que las pruebas que le toco vivir, han revelado su corazón.

    Ella dice que Dios le ha prometido que tendrá un bebe y que volverá con él.
    Sabes, Salvador, pensé que tenia sabiduría pero ante estas circunstancias no se que decir.
    Gracias por tu consejo

    Comment by Sol — December 26, 2008 @ 12:56 pm

  19. Hola Sol gracias por comunicarte, te envie mi contestación directamente a tu correo saludos

    Comment by salvador pardo — December 27, 2008 @ 9:02 pm

  20. mira los esposo pueden ser abusibos con la esposa y las maltrata cuando llegan borracho y algunos que llegan a la casa yy se pone ayudar a la esposa y todo eso y no son como otros que llegan a la casa y se van acostar y le grita a la esposa y dice que le traiga la comida a la cama y son abusibos

    Comment by Luis Enrique Flores Claudino — February 24, 2009 @ 9:14 am

  21. desearia que me aconsejaran para que no abandone a mi esposo estoy confundida pues me fui de casa y no se si deba dovirciarme de el pues es de caracter fuerte y parece que la chispa del amor se apago sin embargo lo extraño que hago denme consejo biblico para tener razones de no dovorciarme y como hacer las paces o reconciliarme con el que hago soy cristiana y no se si estoy en lo correcto.gracias

    Comment by gabriela barrios huerta — May 12, 2010 @ 1:10 pm

  22. me seria muy util bases biblicas que hablen sobre la responsabilidad del padre en la manutencion de los hijos se que me ayudaran muchas gracias

    Comment by flor diego — May 14, 2010 @ 8:41 pm

  23. BENDICIONES HERMANOS NESECITO BASES BIBLICAS SOBRE CUALES SON LOS PARAMETROS PERMITIDOS POR DIOS EN LA SEXUALIDAD DE LOS MATRIMONIOS .KISIERA SABER QUE COSAS SON PERMITIDAS POR DIOS Y CULES DE LAS COSAS QUE AMI PARECER NOSON NORMALES, DIOS NO LAS PERMITE

    Comment by LORENA — June 7, 2010 @ 9:19 pm

  24. Gracias La verdadera respuesta para encontrar la felicidad con tu esposa a mi criterio: es complacerla a cada momento y que te complascan y si existiesen roses de cualquier tipo, tener comunicacion es lo mas importante de las relaciones.
    Apoyarla en lo real y tener fé en ella, creér en ella, haciendola sentir 100% segura y apoyada por uno mismo, que sepa que es amada y venerada, serle fiel toda la vida.
    Si existen problemas en ese mismo momento solucionarlos por que si no se arrastra y se acumulan y es peor.
    Acabo de salir de mis problemas y me sirvió mucho esta pagina con este tema, GRACIAS.

    Comment by Luis — June 30, 2010 @ 5:20 pm

  25. es increible aveces que uno como esposa aveces siente que su esposo no cubre nuestra necesidades completas ¿que deberia hacer para no sentirme frustrada al ver que mi esposo no presta atencion a lo que me hace sentir por medio de sus actitudes que no me ayudan a superar las cosas que el hace y me hacen sentir tan mal? es acaso que en algun momento se olvidan de quye uno siente…llorar no es solo llorrar…las lagrimas tienen su signifiucado y su sentir

    Comment by francy — March 15, 2011 @ 9:33 am

  26. Por favor me podrían enviar por mp3 la predicacion del Pastor Hector Herzua que se titula:Agradarla:Necesidad de la esposa. Estare muy agradecido, bendiciones.

    Comment by Reynaldo — April 12, 2011 @ 7:07 am

RSS feed for comments on this post. TrackBack URL

Deje un comentario